Casi hago una expo en la Marlborough de Nueva York

21/07/17 – Trastero 109 Palma de Mallorca

I almost do a show at the Marlborough New York

07/21/17 – Trastero 109 Palma de Mallorca

 

 

Textos de la exposición | Exhibition texts

CASI HAGO UNA EXPO EN LA MARLBOROUGH DE NEW YORK – Victor Jaenada

En esta expo de un día para Trastero 109 vamos a contar la historia, que solo saben mis más allegados, de cuando estuve a punto de hacer una expo en la galería Marlborough de Chelsea (NY). Fue en 2014 cuando mi amigo Yago hizo de anfitrión por Barcelona de una curator que por aquel entonces vivía en Berlín, la llevó al Hangar, donde yo tenía el taller, y la curator se enamoró instantáneamente de mí trabajo, yo estaba fuera y no la llegué a conocer. El caso es que algunas semanas más tarde… Pum! recibí un mail de la galería mencionada para ver como podríamos hacer algo allí, después más mails, Skype, paquetes… lo demás ya es historia, la que vamos a contar. Vamos a rellenar el Trastero 109 con las sensaciones, documentos y obras a medias de esos momentos en los que rocé la gloria con mis yemas.


CON UNA FLOR EN LA MANO – Fidel Balaguer

“Hay medio mundo esperando con una flor en la mano, y la otra mitad del mundo por esa flor esperando”. Esto lo cantaba Facundo Cabral, cantautor, poeta, escritor y filosofo argentino que murió asesinado porque lo confundieron con un narcotraficante. Unos dan y otros esperan recibir. Unos tienen y los otros quieren tener. A veces parece que hay un equilibrio universal, pero no, hay que buscar el equilibrio, hay que caer unas cuantas veces, como dice la misma canción: “si volar es irse abajo, o si cae aquel que sube”.

Por eso, el día que Víctor Jaenada nos dice que la “La Família es lo primero” y que “Es mas barato tener hijos que salir de fiesta” las cosas empezaron a ponerse en su sitio. El equilibrio aun parecía posible. Pero no nos engañemos, Víctor no ha salido de aquí, pero le gustaría estar allí!

El día que los de la Marlborough de New York descubrieron que un artista hacía lo que hacía sin haber salido de su nido, ese día se rompieron unos cuantos moldes. Y Víctor supo por un instante, que en Esplugues las cosas pasan igual que en Nueva York, y que por un instante los de Nueva York querían ser de Esplugues.

Lo curioso del caso es que Víctor nos explica todo esto en Mallorca, rodeado de mar por todas partes. Sabiendo que para salir de aquí hay que nadar y guardar la ropa! Sabiendo que del Trastero no saldrá igual que como entró, y que esta historia se interpretará y se interpretará… Y al final notará otra vez el maldito vértigo. El mismo vértigo, los mismos miedos, que sintió más de una vez antes de echar el ancla, y que para salir vivo de aquí habrá que buscarse una mano… y una flor…

 

Imágenes de la exposición | Exhibition images

 

Video de la exposición | Exhibition video

 

Prensa | Press